Maquillaje Biológico

Maquillaje Biológico
5 (100%) 1 vote
Maquillaje biológico
La vanguardia de la cosmética

Información e imágenes: Miguel Royo (Nvey Eco España) | Artículo cedido por Vida Estética-Les Nouvelles Esthétiques | Maquetación web: Laura Bermúdez

El maquillaje biológico está revolucionando el mundo de la cosmética. Cada día arrastra a más mujeres quienes, buscando la calidad de la alta cosmética, también desean los beneficios que el maquillaje Bio aporta a su piel y a su organismo, sin renunciar a estar perfectamente maquilladas.

Sin embargo, todavía hay muchos falsos mitos acerca de la eficacia del maquillaje biológico generados por el desconocimiento. Para sacar al mercado una línea de maquillaje biológico, hacen falta muchos años de investigación. Sólo así se consigue la calidad de la alta cosmética, pero desde la naturaleza. Para dar soluciones eficaces sin utilizar química, para obtener unos pigmentos con profundidad de color, permanencia y fijación, para una perfecta cubrición de los fondos, etc., son necesarios muchos años de investigación y una importante inversión humana y económica que, después, repercute sólo en la calidad del producto.
Hoy en día, el maquillaje biológico se basa en tres conceptos fundamentales: calidad, naturaleza y lujo. El lujo cotidiano y verde es naturaleza aplicada a la belleza. Un lujo que empieza por la calidad del maquillaje Bio y acaba con la imagen del packaging, que debe transmitir igualmente estos tres conceptos.

Ingredientes naturales
 biologico

El maquillaje biológico evita todos los ingredientes que son nocivos para la piel y el organismo, incluso aquellos que sean sospechosos de serlo, como los genéticamente modificados. Por eso, su formulación se caracteriza por no incluir parabenes, ni conservantes, ni derivados del petróleo, ni talco, ni sulfato de sodio, ni glicol propileno, etc. y, desde luego, este maquillaje no es testado en animales.

Este tipo de cosmética sólo emplea ingredientes naturales, como la cera de abeja, el aceite de jojoba, el aceite de almendras, entre otros. Todos ellos son afines a nuestro organismo por ser parte de la naturaleza, por lo cual el cuerpo los identifica como algo similar y la piel los reconoce instantáneamente y no los rechaza. De este modo, estimula las funciones vitales de la piel, haciendo que el maquillaje biológico tenga una total tolerancia, incluso en las pieles más sensibles.

En el maquillaje Bio el talco es sustituido por el Mae Zea (barbas del maíz) y los derivados del petróleo de las barras de labios por la cera de abeja y otros aceites orgánicos. Los propios ingredientes actúan como conservantes naturales y el aroma es el propio de estos ingredientes. Pero no sólo eso: todos los productos están enriquecidos con antioxidantes y con vitaminas A, C y E, lo que hace que la piel esté protegida a lo largo del día con algo tan sencillo y cotidiano como el maquillaje.

Por último, los pigmentos minerales naturales hacen de pantalla contra los efectos del sol. Tenemos que recordar que la piel es nuestro órgano vital más grande, el que en gran medida nos protege de muchas agresiones externas.

>> Un nuevo concepto se introduce en el mundo de la cosmética decorativa a través del maquillaje biológico: sentirse atractiva, no sólo verse atractiva. Al mirarse en el espejo después de maquillarse, la persona se ve bien. Pero, si cierra los ojos, siente su piel fresca y natural, que respira, que está protegida y nutrida.

Un nuevo concepto se introduce en el mundo de la cosmética decorativa a través del maquillaje biológico: sentirse atractiva, no sólo verse atractiva. Al mirarse en el espejo después de maquillarse, la persona se ve bien. Pero, si cierra los ojos, siente su piel fresca y natural, que respira, que está protegida y nutrida. En definitiva, se olvida de que está maquillada.

Para consumidoras exigentes

El maquillaje biológico garantiza unos resultados excepcionales y satisface a la consumidora más exigente. De hecho, las estadísticas revelan que el perfil de la consumidora potencial de maquillaje Bio es una mujer urbana, de clase media-alta e instruida. Además, valora la calidad y los beneficios que le aporta a su piel y no le importa pagar por ello.

Afortunadamente, el maquillaje biológico posee garantías suficientes para convencer a este tipo de consumidoras. Para la elaboración de los productos biológicos hay que seguir un estricto protocolo, del cual depende la obtención de los certificados, que son los que dan la garantía al consumidor de que realmente ese producto es Bio.

En los países más concienciados con el mundo Bio, hay organizaciones privadas que certifican el correcto seguimiento de estos criterios, como son Ecocert-Cosmebio, en Francia; o la Organic Food Chain, en Australia; entre otras.

Print Friendly

fina

Profesora de estética.

Deja un comentario

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies